febrero 25, 2024
Publicidad
diciembre 23, 2016 | 487 vistas

Alejandro Echartea.-

Aunque no se sabe con precisión la fecha exacta del primer Nacimiento, se sabe que fue el fundador de la orden franciscana de la Iglesia Católica, San Francisco de Asís, quien lo instauró alrededor del año 1223, esta tradición llegó al continente americano a partir del año 1521 con la conquista de México como una herramienta para evangelizar a la población indígena de aquella época.

El padre José Dolores Muñoz Trujillo, vicario de la parroquia de la Divina Providencia, indicó que originalmente los nacimientos se realizaban con personas vivas en representaciones en las iglesias, sin embargo fue con la utilización de figuras de barro o cerámica cuando estos fueron llevados a los hogares de los creyentes católicos.

“Esta tradición surge a raíz de los españoles cuando llegan a México, veían que los indígenas tenían sus costumbres para celebrar cuando sobre todo empezaron a celebrar en los espacios de las iglesias, ya después esa costumbre de las posadas se fue a las casas no solamente en las iglesias”.

Las pastorelas, al igual que los Nacimientos, fueron empleadas para evangelizar a los indígenas en los primeros años de la colonia, posteriormente con el mestizaje esta tradición se arraigó en cada una de las ciudades y pueblos de la Nueva España.

“Las pastorelas eran parte de las posadas, en este tiempo de posadas eran sobre como representar todo lo que vivió José y María, todos los obstáculos que vencieron, la lucha entre el bien y el mal que siempre va a existir pero que al final siempre va a sobresalir el bien”.

Con el paso de los años las figuras que componen los nacimientos se fueron nutriendo con personajes de los evangelios del Nuevo Testamento e ilustran diferentes momentos del nacimiento de Jesús, originalmente el Nacimiento consistía de las figuras de José, María, el niño Jesús, el buey, la mula, y el ángel, posteriormente se fueron agregando los pastores, los reyes magos y la figura del diablo.

Los nacimientos también son conocidos como ‘Belén’ o ‘pesebres’, ya que el nacimiento del niño Jesús tuvo lugar en la ciudad de Belén en medio oriente, en un pesebre, el cual es una especie de establo en donde se refugiaba a los animales de granja.

Normalmente los nacimientos son colocados el día 16 de diciembre, que es la fecha en la cual comienzan las posadas y el día 25 es cuando se acuesta el niño Dios, según la tradición católica el niño Jesús se levanta el 6 de enero, “es el día en que se celebra la fiesta de la epifanía o la visita de los reyes magos, es cuando se levanta el niño Dios porque es cuando termina la Navidad, pero hay quienes lo quitan hasta el 2 de febrero o incluso hasta el mes de marzo”.

El padre Lolo indicó que normalmente los nacimientos son colocados en todas las iglesias, sin embargo esta tradición que años atrás se practicaba en la mayoría de los hogares ha ido cediendo paso al pino de Navidad, “ahora ya son muy pocos, solo en las iglesias”.

Comentarios