febrero 29, 2024
Publicidad
agosto 22, 2017 | 117 vistas

Redacción.-

A pesar de que “El Sol” intenta alejarse de los escándalos y retomar su carrera artística, los problemas continúan persiguiéndolo. Debido a una demanda que interpuso en su contra el tecladista Arturo Pérez en 2005, la Junta Local de Conciliación y Arbitraje ordenó embargar todas las cuentas bancarias a nombre de Luis Miguel Gallego Basteri.

Esta medida, fue tomada para garantizar que el cantante cumpla con el pago que le exige el tecladista por despido injustificado, tras una relación laboral de 15 años.

El pleito legal se remonta al 12 de octubre de 2005 en la Ciudad de México, cuando Arturo Pérez acudió ante la Junta Local de Conciliación y Arbitraje para interponer una demanda contra el intérprete de “La incondicional”. Tras nueve años, el juez falló a favor de Pérez y le ordenó a Luis Miguel pagar seis millones de pesos como compensación, así como la reinstalación laboral, esto, según información proporcionada por el programa “Hoy”.

Sin embargo, “El Sol” hizo caso omiso a la orden del juez y sumando tiempos extras, pago de regalías, entre otras prestaciones, la cifra se disparó hasta 30 millones de pesos. Por esta razón, sus cuentas en México fueron congeladas.

Actualmente Luis Miguel está enfocado en la serie que Netflix prepara sobre su vida, así como el lanzamiento de un nuevo material discográfico, no obstante, también deberá hacer frente a los problemas legales que tiene pendientes, como su deuda con Alejandro Fernández, por negarse a realizar una gira que ambos tenían pactada y por la cual recibió un generoso anticipo.

Comentarios