febrero 23, 2024
Publicidad
mayo 7, 2019 | 227 vistas

Residentes de un pequeño poblado al pie de los Alpes inscribieron simbólicamente a quince ovejas a una escuela rural este martes, para evitar el cierre de una clase por la falta de niños en la edad pertinente.

Los alumnos «Saute-Mouton» (Salta carnero), «Baaaaah-Beast» (onomatopeya de balidos) y «Panurge» (aborregarse), entre otros, fueron integrados a las listas de la escuela de Crets en Belledone.

La escuela fue informada en marzo acerca de que sus once clases probablemente cerrarían en septiembre, con el comienzo del nuevo curso, tras una leve caída en la matriculación, de 266 a 261 alumnos.

Un granjero local acudió al plantel educativo con al menos cincuenta ovejas y su perro, y quince de ellas fueron inscritas frente a la presencia de alumnos, padres y maestros.

Gaëlle Laval, miembro de una asociación de padres y una de las organizadoras de la iniciativa dijo: «aquí hay niños en dificultades, pero a la Educación nacional no le preocupan los argumentos sobre el terreno, sino solamente las cifras«.

«Con esto, no debería tener lugar el cierre» de la clase, sonríe Gaëlle Laval, quien reconoció «haber jugado con el humor para movilizar a la gente«, y así evitar un verdadero «desastre» en esta escuela, en la la alcaldía local ha invertido mucho en estos últimos años.

Con Información de: Debate

Comentarios