Tula y Mier, los Pueblos Mágicos de Tamaulipas

0
12
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

Redacción.-

En el año del 2001, la Secretaría de Turismo puso en marcha el Programa Pueblos Mágicos, un programa que impulsaría el desarrollo turístico en localidades del país que se caracterizan por contar con arquitectura histórica, excepcionales paisajes naturales y tradiciones arraigadas.

Este año se celebra el vigésimo aniversario de la creación de dicho programa, por lo que se ha empezado a realizar una campaña a través de la cual se invita al público en general a dejarse deslumbrar por las riquezas y los sabores de Tula y Mier, para contribuir al fortalecimiento del turismo regional.

Tula y Mier son los dos Pueblos Mágicos que se encuentran en Tamaulipas, ambos lugares han trabajado desde que recibieron su “título” para mantener sus tradiciones, así como condiciones arquitectónicas. Por esa razón hablaremos un poco sobre ambos.

TULA

El Pueblo Mágico de Tula, enclavado en la zona del altiplano, fue la primera capital del Estado y es la cuna de la cuera tamaulipeca, vestimenta típica que distingue a sus habitantes. Sus callejones guardan muchos episodios históricos, al igual que la iglesia de San Antonio de Padua, el Arroyo Loco y su plaza principal.

Tula fue incluido en el programa de Pueblos Mágicos en el año 2011, y gracias a esto cada vez más personas se animan a visitarlo y se dejan conquistar por su belleza colonial, sus actividades turísticas y su gastronómica donde destacan las enchiladas tultecas, las gorditas o el tradicional asado de boda, así como las “cactunieves” y su barbacoa de pozo.

MIER

Mier recibió su nombramiento como Pueblo Mágico en el 2010. Es un destino fronterizo que se caracteriza por su gran historia. Destaca, “La batalla de los frijoles pintos”, siendo el último lugar en México donde las fuerzas mexicanas combatieron contra los Estados Unidos de América.

Los visitantes podrán conocer una emblemática fábrica de botas norteñas, así como deleitarse con las teodorinas y otros platillos típicos donde se fusiona la cocina local con notables influencias tejanas. Además, hay diversas edificaciones antiguas que enmarcan la historia del municipio.