¡Imponentes!

0
22
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

CIUDAD DE MÉXICO, diciembre 19 (Agencias)

Ningún equipo se le da tan bien a Dak Prescott en toda la NFL como los Giants, a quien le ha ganado las últimas nueve ocasiones que se los cruzó.

En esta ocasión los Cowboys ni siquiera necesitaron de una gran versión de su quarterback para imponerse 21-6 en Nueva York, fue la defensiva la que hizo gran parte del trabajo para dejar a los pupilos de Mike McCarthy con pie y medio en los playoffs.

Con cuatro balones recuperados, tres de ellos producto de intercepciones a Mike Glennon, la visita salió airosa de su parada en el MetLife Stadium, para mantenerse sólidos en el liderato de la división Este de la Conferencia Nacional.

A los Giants les volvió a costar mover las cadenas de forma constante, apenas sumaron dos goles de campo a lo largo de la contienda y su QB titular apenas acertó 13 de sus 24 lanzamientos para 99 yardas, sin pases de TD y fue interceptado en tres oportunidades. Una de esas intercepciones fue del esquinero Trevon Diggs, quien obtuvo su décima en el año para liderar a toda la NFL.

Si las cosas no se le dieron por aire, por tierra Saquon Barkley tampoco pudo castigar a la defensiva de Dallas. Barkley tuvo 15 acarreos para únicamente 50 yardas, además de perder el ovoide en una ocasión.

Tal fue la frustración en la escuadra dirigida por Joe Judge, que en la parte final hizo debutar al pasador Jake Fromm. Aunque tuvo un mejor accionar que Glenon, con 6 de 12, al final tampoco pudo mostrarse en el marcador.

Por su parte, Glenon se puso con marca de 6-24 en sus primeros 30 juegos como QB titular, el peor registro en la época moderna de la NFL.

Más allá del gran trabajo que volvió a realizar la defensiva de los Cowboys, también de destacó el corredor Ezekiel Elliott con 72 yardas totales y un touchdown.

Con este resultado, Dallas se puso con marca de 10-4 en la cima de su división, mientras que Nueva York es último con apenas cuatro triunfos y diez reveses.

TEMPORADA HISTÓRICA

El esquinero Trevon Diggs tiene diez intercepciones esta temporada, empatado en la mayor cantidad por cualquier jugador en las últimas 40 temporadas. El último jugador con más fue Everson Walls en 1981 (11).