Marinos torturaron a joven, concluye CNDH

Después de varios años se encontró culpables a dos elementos de la Secretaría de Marina (Semar) que torturaron a un joven en Reynosa

0
149
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

Rogelio Rodríguez Mendoza

Después de 12 años de ocurridos los hechos, y luego de cuatro años de que la víctima presentó la queja, la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), encontró culpables a dos elementos de la Secretaría de Marina (Semar) que torturaron a un joven en Reynosa.

El organismo nacional emitió la recomendación 52/2022, dirigida a José Rafael Ojeda Durán, titular de la Semar, por violaciones a los derechos humanos a la integridad personal y al trato digno.

De acuerdo con los antecedentes del caso, el 29 de noviembre del 2010, la víctima circulaba en su motocicleta sobre la carretera libre Reynosa-San Fernando, cuando se percató que frente a él circulaba un vehículo oficial de la Marina, cuyos elementos intercambiaban disparos con otros vehículos.

Dijo que al aproximarse al vehículo de los marinos perdió el control de la motocicleta y cayó al suelo, de donde los oficiales lo levantaron, lo golpearon con un objeto metálico y lo detuvieron para torturarlo.

Dos días después lo turnaron ante el agente del Ministerio Público.

Por miedo a represalias, fue hasta agosto del 2018 cuando presentó una queja ante la CNDH.

Debido a que los actos violatorios de derechos humanos como la tortura, no se encuentran sujetos a plazo alguno para su indagación, la Comisión integró un expediente y al concluir la investigación determinó la responsabilidad de dos elementos de la Marina.

Derivado de ello, emitió una serie de puntos recomendatorios a la SEMAR en los que solicita que, en coordinación con la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas, se proceda a la reparación integral del daño a la víctima, otorgando atención médica y psicológica al afectado.

Además, le exige que colabore con en la denuncia de hechos que presentará la CNDH ante la Fiscalía General de la República, a fin de que se investigue y determine la responsabilidad de los dos elementos que intervinieron en la detención y tortura de la víctima.

La Semar fue instruida también para que imparta un curso integral a los dos Marinos participaron en los hechos relatados, el cual deberá tratar temas específicos sobre la prevención y erradicación de la tortura y otros tratos o penas crueles, inhumanos o degradantes.