Ya pueden iniciar obras turísticas en La Pesca

0
112
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

Alfredo Guevara.-

Cd. Victoria, Tam.-
Los amparos por la enajenación de los terrenos en la playa La Pesca, en el municipio de Soto la Marina, no impiden al grupo que obtuvo la licitación para iniciar la construcción de los proyectos y obras de infraestructura, consideró Fernando Olivera Rocha.

El titular de la Secretaría de Turismo estableció que en ese poblado se llevó a cabo la licitación de las 42 hectáreas en la playa de La Pesca a la empresa que en este caso participó y obtuvo el fallo, conforme a las reglas establecidas.

Y si bien existe una serie de amparos, por parte de presuntos propietarios de esos predios, insistió en que ello no detiene el proceso de adjudicación al grupo que obtuvo el fallo, e iniciar los trabajos en la propiedad adjudicada.

Recordó que la decisión de expropiar el polígono de 42 hectáreas, en la playa La Pesca, de Soto la Marina, permitirá la remediación de la laguna, como parte de los compromisos de quienes en este caso obtuvieron el fallo en la licitación.

Hizo ver también que en su momento se decidió expropiar el terreno para remediar y darle la oportunidad a los habitantes del poblado La Pesca, de tener un desarrollo turístico en condiciones, ordenado, que permita, además, la generación de fuentes de empleo y riqueza ecológica de la zona a un destino ecoturístico.

Y si bien hay amparos que corren en paralelo, por un supuesto desalojo de familias que habitan frente a la playa la Pesca, en Soto la Marina, insistió en que eso no detiene el proceso de adjudicación ni le impiden al grupo adjudicado iniciar los trabajos en la propiedad adjudicada, sostuvo Olivera Rocha.

Señaló que un grupo de empresarios locales mostraron su interés por participar con un proyecto de desarrollo turístico en el poblado en mención, el cual generaría poco más de dos mil fuentes de trabajo.

Las 42 hectáreas adjudicadas sentarán las bases para la construcción de hoteles, restaurantes, áreas de esparcimiento y otras, que además de generar empleos y mejorar las condiciones de vida de sus habitantes, sería un atractivo turístico para vacacionistas nacionales como extranjeros.