¡…Y se acabó!

0
667
Tiempo aproximado de lectura: 5 minutos

José Inés Figueroa Vitela.-

Reza la expresión popular que “esto no se acaba hasta que se acaba”.

Esa era la frase recurrente hasta hace algunos días, que se decían entre ellos, respondían a los amigos y los jefes, en la estructura cupular de la campaña prianerredista a la gubernatura tamaulipeca.

Luego surgieron de pronto evidencias de que aquella primicia había cambiado.

Entonces, los trascendidos que se repetían a soto voce eran en el sentido de que el dinero estaba escaseando, evidenciados al corte de los plazos, con compromisos incumplidos.

Los primeros en darse cuenta de que el aplazamiento de fechas para cubrir los pagos vencidos era solo un instrumento para ganar tiempo, pero no había intención o posibilidad de pagar, pronto dejaron ver tal situación.

De esos círculos salió la versión de que financiadores externos y domésticos de la campaña habrían retirado ya sus buenos oficios del proyecto azul tamaulipeco, pensando en causas más redituables para sus inversiones.

Del propio partido, a nivel central, se habría bajado la indicación de concentrar afanes para consolidar el único triunfo que de origen tenían “asegurado”, en Aguascalientes y tratar de recuperar la efímera ventaja que en Durango les dio el diferendo entre los morenistas, por la postulación de género.

En el antecedente, se habían dado cambios en la estructura operativa de la campaña, pensando que con ello podría revertirse el estancamiento y a ratos retroceso en el posicionamiento ciudadano, lo que no pasó.

Ahora ya no se trató de pretendidas ineficiencias, sino que la salida de operarios profesionales de la campaña, en estos días, yendo a ofrecer sus servicios al americanismo, buscaría mantener sus ingresos, o la forma de brincar la frontera sexenal con chamba.

¿Pues no que esto no se acaba hasta que se acaba?, le preguntó un amigo a otro de esos pollitos en fuga o larva en transición.

“Por eso –respondió aquel-; es que eso… ¡ya se acabó!”

Solo basta asistir a un evento de la campaña de AMÉRICO VILLARREAL ANAYA para corroborar el entusiasmo y solidez con el que se han agarrado a esa esperanza los tamaulipecos.

Ahora que estuvo en Victoria Capital, encabezando eventos masivos el miércoles, así se vio en la populosa colonia periférica de la Vamos Tamaulipas, donde cánticos y porras dejaron constancia de la algarabía con que se transita al cambio de gobierno.

Enseguida de aquel evento, hubo otro que corroboró e hizo extensivas tales primicias.

Entonces, era el Foro de Salud organizado en torno de la campaña, en el que doctores, enfermeras, terapeutas, paramédicos, psicólogos, en fin, la amplia gama profesional de la salud fueron a decir qué le duele al sector y cómo puede estar mejor.

No pocos, con andador y bastón, médicos que han entregado toda una vida al servicio de la salud, se sumaron a adultos y jóvenes que reconocen en AMÉRICO la oportunidad de trascender, en el auxilio a los necesitados de atención profesional.

Unos y otros, y también representantes de la población objetivo, los pacientes, festivos, se arremolinaron para saludar al candidato a su paso en la llegada al recinto, compartir alguna anécdota y tomarse la memorable selfie.

¡Claro que se puede!, le respondió AVA a sus colegas, al repaso de que solo de subejercicios en salud, los dos años anteriores Tamaulipas tuvo que regresar a la Federación mil 200 millones de pesos, y en el último año hay más de cien millones de pesos que no han podido comprobar su destino, habiendo tantas necesidades.

“Ya le llegó el tiempo a la salud en los gobiernos de Tamaulipas. Vengo a comprometerme con ustedes y no les voy a fallar”, ofreció el candidato, y como en todas sus expresiones, el estruendoso aplauso generalizado se dejó escuchar.

Solo se necesita cumplir en lo que está en servicio a la sociedad, había definido y “no necesitamos que vengan de otras entidades a decirnos cómo. Aquí tenemos mucha gente brillante que puede hacerlo”.

En su momento, AMÉRICO había sugerido hurgar en los foros, para ir reconociendo el perfil de quienes le acompañarán en su gabinete a partir del primero de octubre próximo.

El organizador general de los foros es el exdirector de la Facultad de Comercio de la UAT-Victoria, doctor JESÚS LAVÍN VERÁSTEGUI, a quien ya muchos le empiezan a ver cara de Tesorero.

Quien convocó y diseñó este encuentro de la salud, con una precisión quirúrgica en el diagnóstico y proyecciones, más la calidad de la concurrencia, fue el doctor VICENTE JOEL HERNÁNDEZ NAVARRO.

De él, igual, ahora abundan quienes sugieren que va por la libre, camino de titular la Secretaría de Salud americanista.

No los pierda de vista.

Muchos y muy apreciados profesionales de la salud, se dejaron ver en el foro victorense, incluidos los exdirectores de los Hospitales Civil e Infantil, JUAN MANZUR ARZOLA y CARLOS CASTRO MEDINA, cuyas gestiones dieron gloria a las instituciones que titularon en su tiempo, catapultándolos a las altas esferas de dirección sectorial, pero sobre todo dejando gratos recuerdos y satisfacciones entre sus pacientes.

Otros personajes emblemáticos de la salud y la política también anduvieron por ahí.

Entre ellos, el exdelegado nacional del PRI y líder popular defeño, JOSÉ PARCERO LÓPEZ igual estuvo, acompañando a PEPE HERNÁNDEZ CUESTA, activista de siempre y ahora en el equipo de organización de los foros morenistas.

Este fue el foro temático al que fue AMÉRICO, el sexto en su campaña; para la pasarela que ayer organizó la Canaco Victoria, ya se había disculpado antes, porque ayer tarde tenía eventos programados en Nuevo Laredo.

Temprano, antes de partir al primer puerto fronterizo, dictó la ya institucionalizada conferencia de prensa de los jueves.

Habló de la no adhesión al Insabi por el gobierno panista, que inhibió la cobertura universal en salud de los tamaulipecos. “Eso cambiará en su gobierno”, anunció.

Dijo que con ahorros y la correcta administración de los recursos, se va a construir y equipar, además de completar los recursos humanos necesarios en los centros de salud, hospitales y clínicas con la tecnología más moderna, así como se restituirá la telemedicina que el actual gobierno eliminó.

Y de ofrecer los mismos programas sociales del gobierno federal morenista en un mitin el día de la víspera, dijo, es “un truco” del candidato del PAN, que ahora quiere mimetizarse con la filosofía del cambio y la transformación.

Cómo no lo hicieron al votarlo en el Congreso de la Unión, recordó y remitió a las pantallas de la cámara donde se exhibe –en Internet- el rechazo que dieron el PAN y sus aliados a la solidaridad social institucionalizada.

“Ahora quieren con notario decir que van a implementarlo. Que no sean hipócritas”.

El dirigente nacional perredista, CHUCHO ZAMBRANO, quien se vino a viaticar a Victoria con todo su séquito, aludiendo el aniversario de la fundación del partido, ayer también quiso abrogarse la autoría de los programas sociales federales que tanto han atacado.

Y proclamó triunfador al TRUKO panista, advirtiendo de “quién sabe que locuras o imbecilidades estarán dispuestos a cometer –los morenistas- para arrebatar el triunfo.

“Hay que denunciarlos y vigilarlos… no hay que tenerles miedo”, expresó cuasi furtivo, mientras sus vecinos en la mesa, el coordinador de los Senadores MIGUEL ÁNGEL MANCERA y el propio candidato lo veían extrañados.

A la sede del Ayuntamiento capitalino mandaron policías encubiertos, con la recurrente idea de amedrentar al munícipe; como andaban armados y sin identificarse, con desplazamientos extraños, al momento de llegar el Alcalde su equipo le sometió y desarmó.

¿De qué se trata?, ¿causa algún escozor su cercanía con el candidato VILLARREAL ANAYA?, ¿Les incomoda que pese a sus obstáculos Victoria esté mejor que cuando los suyos se despacharon ahí?

Lo que no descubra el agua lo descubrirá el tiempo… y el tiempo apremia.