Niega Rusia bombardeo a centro comercial de Ucrania

El Ministerio de Defensa ruso aseguró que destruyó con misiles de "alta precisión" depósitos de armamento situados al lado del centro comercial

0
32
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

Rusia desmintió los bombardeos en un centro comercial lleno de gente en la ciudad de Ucrania de Kremenchuk, diciendo que el incidente fue causado por un ataque a un objetivo militar legítimo en desuso, provocando un incendio El Ministerio de Defensa ruso aseguró, en su comunicado diario, que destruyó con misiles de “alta precisión” depósitos de armamento entregado por los países occidentales, situados en el área de una fábrica de maquinaria de construcción, al lado del centro comercial.

“Las detonaciones de las municiones destinadas a las armas occidentales provocaron el incendio (…) en un centro comercial que no estaba abierto”, afirmó el ejército ruso.

Dmitri Peskov, vocero del Kremlin, consideró que “las explicaciones exhaustivas del ministerio de Defensa desmienten totalmente la versión” ucraniana de los hechos.

Desde el inicio de la ofensiva contra Ucrania, el 24 de febrero, Rusia rechaza sistemáticamente todas las acusaciones de bombardeos o ataques contra civiles. Alega que se trata de montajes o atribuye los hechos a Ucrania.

El bombardeo ruso causó al menos 18 muertos en un centro comercial en Ucrania, dijeron las autoridades locales el martes, en un “crimen de guerra”, según los dirigentes del G7 reunidos en Alemania y determinados a limitar el precio del petróleo ruso.

“18 muertos… mi más sincero pésame a las familias y los allegados. Los rescatistas siguen trabajando”, dijo el martes el jefe interino de la administración regional de Poltava, Dmitry Lunin, en referencia al bombardeo la víspera en Kremenchuk, en el centro del país, a unos 330 km al sureste de Kiev y a más de 200 km del frente.

El lugar estaba destruido y calcinado en gran parte. En lo alto, quedaron colgadas y medio quemadas las letras verdes del nombre del centro comercial.

Cuatro grandes grúas limpiaban los escombros. El aparcamiento se transformó en una zona de urgencia, donde trabajaban socorristas y bomberos. Es “uno de los actos terroristas más descarados de la historia europea”, denunció el presidente ucraniano, Volodimir Zelenski, que pidió que Rusia sea designado como “Estado patrocinador del terrorismo”, tras bombardear “una ciudad pacífica, un centro comercial ordinario, dentro había mujeres, niños, civiles ordinarios”.

El ejército ruso comunicó que había atacado un depósito de armas junto al centro comercial en desuso. Esto desató las explosiones que, según Moscú, alcanzaron al establecimiento.

Bomberos y soldados buscaban el martes a supervivientes entre los escombros de un centro comercial de Ucrania, donde las autoridades dijeron que 36 personas seguían desaparecidas después de un ataque.

Familiares de los desaparecidos se congregaron el martes en un hotel al otro lado de la calle de los restos del centro comercial, donde los equipos de rescate habían establecido una base. Bomberos con aspecto exhausto se sentaron en una acera después de una noche luchando contra las llamas y buscando sobrevivientes. Oleksandr, mojándose la cara con una botella de agua en un banco, dijo que su equipo había trabajado toda la noche removiendo los escombros.

“Sacamos cinco cuerpos. No encontramos a nadie con vida”, dijo. Moscú dijo que el centro comercial estaba en desuso y vacío en el momento del ataque, una afirmación que contradicen claramente los sobrevivientes heridos como Ludmyla Mykhailets, de 43 años, que estaba comprando allí con su esposo cuando la explosión la arrojó por los aires. “Caí de cabeza y las astillas golpearon mi cuerpo. Todo el lugar se estaba derrumbando”, dijo en un hospital público cercano donde estaba siendo tratada.

“Fue un infierno”, dijo su esposo, Mykola, de 45 años, mientras la sangre se filtraba a través de un vendaje alrededor de su cabeza.

 

Con información de: milenio.com