mayo 29, 2024
Publicidad
agosto 5, 2022 | 125 vistas

Alfredo Guevara.-

La Federación Estatal de Cámaras Nacionales de Comercio (Fecanaco) pidió al Gobierno de Tamaulipas hacer una programación responsable, para que en lo que resta de la administración paguen adeudos que tiene con proveedores locales.

El presidente de este organismo, Julio Almanza Armas, estimó que la deuda oscila entre cuatro y seis mil millones de pesos, que confió no se traslade a la siguiente administración estatal, con la que se tendría que volver a facturar la cantidad pendiente.

Refirió que hay proveedores que por diferentes cuestiones se trasladan los costos a otra administración, no todas las facturas o cobranzas, pero es necesario que ello se haga debidamente, para que la otra nueva administración después salga con que no quiere pagar, apuntó.

“Pedimos a la actual administración como Federación de Cámaras que se privilegie a los proveedores locales, porque no se vale que tengan distribuidores de otros estados a los que les han dado preferencia en los pagos”, afirmó.

Hizo ver que la falta oportuna de pagos a proveedores de una u otra forma pone en riesgo la estabilidad económica de las empresas locales, de ahí la importancia de que en lo que resta de la administración estatal programe los pagos pendientes.

El presidente de la Fecanaco coincidió con el diputado local del partido Movimiento Ciudadano (MC), Gustavo Cárdenas Gutiérrez, en el sentido de que la deuda con proveedores de la administración estatal puede ascender de entre los cuatro y seis mil millones de pesos.

“Que privilegien a los proveedores estatales, porque sabemos que hay muchas empresas que le dan servicio, que son de otros estados, y como comercio organizado del estado pedimos que privilegien el pago y que hagan una buena programación”, insistió. Estableció que la falta de pago oportuno a los proveedores, principalmente a los que se ubican en la zona centro del estado, es un problema que definitivamente, además de poner en riesgo a los comercios organizados, también puede acarrear un círculo negativo en la economía de la región.

 

 

Comentarios