febrero 29, 2024
Publicidad

Don Pedro, dueño del único negocio de libros usados en Ciudad Victoria

agosto 18, 2022 | 1318 vistas

Patricia Azuara.-

Cd. Victoria, Tam.-
Su gusto por la lectura lo llevó a tener una biblioteca personal de más de dos mil libros, y fue ahí cuando inició la historia y emprendió el negocio de sus sueños, que hoy es el sustento de su familia.

Pedro Coronado Medrano es investigador en temas agrícolas de profesión y amante de la lectura desde que tiene uso de razón.

A los cinco años, sus padres le dieron la encomienda de que cada mañana leyera el periódico a su abuela, y fue ahí donde convirtió ese hábito en parte de su día a día.

Tras poco más de 15 años de laborar dentro de la industria agrícola en estados del sureste del país, y comprar libros por doquier, un padecimiento médico de la mayor de sus hijas lo hizo volver a su ciudad natal, Victoria, Tamaulipas.

A FALTA DE CHAMBA

A su regreso se encontró con ofertas laborales inestables dentro de su campo de acción, lo que fue determinante para tomar la decisión de emprender en el giro que más amaba: los libros.

Y dio el paso que quizá no habría imaginando nunca, sacar su biblioteca personal, colocar un toldo en los tianguis de la ciudad y ofertar sus libros usados. Cuando no había mercados rodantes, ofertaba bajo el llamado sistema de ventas por cambaceo.

Así, durante cuatro años ininterrumpidos, mientras a la par realizaba un estudio de campo, sobre los gustos de los victorenses y lo que estaban dispuestos a pagar por un libro de segunda mano.

Fue tal el éxito, que en octubre de 2007 logró rentar un local sobre una de las principales avenida de la Capital tamaulipeca, el 17, y asentar ahí su pequeño gran negocio: “Libros 17”, entre las calles Matamoros y Guerrero.

“Tenemos la idea del negocio en función a que tenemos que expandir nuestro conocimiento, manejar un mayor número de títulos, un mayor número de autores, un mayor número de temas”.

Agregó: “Y eso nos hace ofertar en determinado momento a las personas que les pueden interesar, tanto se vende una revista de cinco pesos, como un libro erudito y tratamos de aquí haya hasta lo inimaginable en los pasillos y la estantería”.

NEGOCIO ÚNICO

Libros 17 es el único negocio de este giro en Ciudad Victoria, y hoy cuenta con un acervo cultural de aproximadamente seis mil libros usados, donde además encuentras discos de acetatos, CD’s y revistas.

En un reducido espacio de 30 metros cuadrados entre repisas de madera, y cajas de cartón, apilados o bien acomodados, es donde empieza la magia.

Literatura, Historia, Científicos, De Viaje, Lingüísticos, De Consulta, Enciclopedias, de Texto y hasta de cocina, puedes encontrar en “Libros 17”, mientras caminas por los pequeños espacios que aún quedan libres.

Autores, hasta los que no imaginas; temas, los que busques; recomendaciones, serás atendido por un apasionado que guarda en su “disco duro” personal casi todas tus respuestas.

“Una de las maneras de mantener una estabilidad emocional es, precisamente, cuando conoces, investigas, vas aprendiendo, eso te da seguridad y con propiedad y firmeza, tu puedes hablar”.

PROMOTOR DE LA LECTURA

Pedro no se considera solo un vendedor de libros, sino más bien un promotor de la lectura, y formar en las nuevas generaciones este hábito, su mayor recompensa.

Los precios son accesibles, e incluso mucho más bajos que los que se ofrecen a través de las plataformas digitales.

Joyas preciadas como un libro del historiador, Lucas Alamán, que data de 1810 y un libro original de Alejandro Prieto que se editó en 1873, es solo una pequeña parte de los tesoros que ya están al alcance de tus manos.

Comentarios