Siembra de sorgo está garantizada

0
26
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

Miguel A. Díaz F / El Sol de Tampico.-

Las últimas precipitaciones pluviales registradas durante el pasado fin de semana han dejado cinco pulgadas de captación en el pluviómetro de la zona agrícola del municipio de Altamira, permitiendo la reactivación en la siembra de granos básicos entre ellos sorgo y maíz para el ciclo otoño-invierno 2022-2023.

Víctor Manuel Casanova Betancourt, comisario ejidal del ejido Buenos Aires, entrevistado al respecto informó lo anterior e indicó “estás últimas y fuertes precipitaciones pluviales registradas en las últimas semanas pero más el fin de semana, nos dan un gran aliento a la agricultura aunque sea tardío para la siembra de soya, pues el periodo ya pasó y ahora nos toca llevar a cabo la siembra de sorgo y maíz”.

La autoridad ejidal y productor agrícola indicó que para el periodo otoño-invierno “esperamos se siembren alrededor de 30 mil hectáreas de sorgo y será en aquellas parcelas que se quedaron listas para recibir la semilla de soya, pero como no nos llovió, muy pocos compañeros se decidieron a sembrar”.

Casanova Betancourt agregó que al llevar a cabo la siembra de sorgo durante el mes de septiembre “ya entraría en el ciclo otoño-invierno, pues es un cultivo más resistente a las bajas temperaturas que se nos presentan entre el otoño e invierno y con la humedad que tenemos pues fácilmente se desarrolla la germinación y desarrollo de la planta “, agregó.

Por lo que aquellos productores que dejaron sus tierras preparadas para sembrar soya “ahora habrán de esparcir la semilla de sorgo, que tiene un precio promedio por tonelada por arriba de los cinco mil pesos, y bueno, si tomas en cuenta que la preparación de la tierra, semilla, aplicación de fertilizantes y cosecha entre los tres y cuatro mil pesos entonces te animas a sembrar”, agregó Casanova Betancourt.

El periodo de cosecha de sorgo sería allá por el mes de enero y febrero y requiere menos cantidad de lluvia.

“Con la lluvia que nos ha caído nos permite llevar a cabo la siembra, germinación y desarrollo de la planta, por lo que esperamos que en los meses siguientes meses de octubre, noviembre y diciembre sean lluviosos para beneficio del cultivo y que crezca de buen tamaño el grano”, puntualizó Víctor Manuel Casanova Betancourt.