IP, la que más ‘sufre’ por la inseguridad

0
44
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

Diego López Bernal.-

Cd. Victoria, Tam.-
A cada empresa tamaulipeca que ha sido víctima de la delincuencia en Tamaulipas le costó durante el 2021 un promedio de 55 mil 120 pesos cada delito que las impactó, un poco menos que la media nacional, que fue de 56 mil 936 pesos.

La Encuesta Nacional de Victimización de Empresas 2022, que entrega los datos recabados durante el año pasado, revela datos oportunos, como los delitos de más impacto y hasta los horarios en que se cometen, información de utilidad tanto para autoridades como para los propietarios de las unidades económicas.

Por ejemplo, el informe del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) revela que en Tamaulipas el delito más frecuente el año pasado fue la extorsión; en segundo lugar de incidencia se ubicó el robo o asalto de mercancía, dinero, insumos o bienes.

Asimismo, contrario a lo que pudiera pensarse, el horario más frecuente en el que operan los delincuentes en contra de las empresas de esta entidad es del mediodía a las seis de la tarde, es decir, a plena luz del día.

Sin embargo, la información entregada por los dueños o directivos de negocios instalados en Tamaulipas da a conocer que de 2019 a 2021 hubo una reducción en los delitos cometidos en su contra, del orden del 22.6 por ciento.

La prevalencia de delitos por cada diez mil unidades económicas el año pasado fue de mil 642, lo que significa una reducción de 479 toda vez que dos años atrás reportaron dos mil 121, en tanto que la media nacional fue de dos mil 463, durante el 2021.

Todos estos delitos tienen un impacto en la percepción de la inseguridad en el sector económico, la cual también refleja un descenso en coincidencia con la disminución de delitos del 2019 al 2021, aunque los datos que proporciona el Inegi sobre este tema son de 2020 a 2022.

De acuerdo a la encuesta, hace dos años había una percepción de inseguridad entre los dueños y directivos de empresas en Tamaulipas del 71.0 por ciento, el cual bajó para el presente 2022 hasta 60.9, consigna el documento.

Por último, el 11.9 por ciento de los encuestados en esta entidad dijeron sentirse afectados por la economía informal, el cual resulta incluso por debajo de la media nacional, que fue de 14.0 por ciento.

Cabe mencionar que para este trabajo estadístico la dependencia del Gobierno federal aclara que se excluyeron las actividades relacionadas a la agricultura (productor individual) y las del sector público.