No es cierto que se espié a periodistas u opositores: AMLO

El mandatario mexicano negó un presunto espionaje a periodistas y activistas por parte de las Fuerzas Armadas

0
25
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

Andrés Manuel López Obrador, presidente de México, negó un presunto espionaje a periodistas y activistas por parte de las Fuerzas Armadas a través del software Pegasus.

El mandatario mexicano dejó en claro que hizo el compromiso de no espiar a nadie, y exigió que si tienen pruebas que las presenten ante las autoridades correspondientes.

“No es cierto que se espíe a periodistas o a opositores, no somos iguales a los anteriores, no es cierto. Yo hice el compromiso de que nadie iba a ser espiado, ningún opositor”, declaró.

“Si tienen pruebas que las presenten, he estado leyendo sobre esta denuncia y la verdad no hay elementos, no tendríamos por qué”, indicó.

“Además de ser indebido y contrario a nuestros principios, nosotros que hemos sido espiados durante años, perseguidos durante años, no podríamos hacer lo mismo”, agregó.

López Obrador detalló esta mañana que se llevan a cabo labores de inteligencia y no espionaje, “que es distinto”.

“Nosotros no espiamos a opositores, y lo que buscan nuestros adversarios pues es equipararnos con los que gobernaban anteriormente, y no somos lo mismo”, explicó.

Tres personas -dos periodistas y un defensor de los derechos humanos- espiadas por las Fuerzas Armadas a través del software Pegasus, según una investigación reciente bautizada como “Ejército Espía“, exigieron al presidente López Obrador, explicaciones acerca de la operación y presentaron una denuncia formal ante la Fiscalía General de la República (FGR).

“Ejército Espía” recoge los casos de Raymundo Ramos -defensor de los derechos humanos en Tamaulipas-, así como los periodistas Ricardo Raphael y uno más del medio de comunicación Animal Político, cuyos teléfonos móviles fueron intervenidos durante la actual administración mexicana.

En cuanto al periodista Ricardo Raphael, el jefe del Ejecutivo federal mexicano apuntó que sería na “pérdida de tiempo” espiarlo. Según la investigación, se utilizó una versión de Pegasus más actualizada que la anterior, sobre la que ya se habían reportado casos previamente en México.

“Él es simpatizante del movimiento de derecha a conservador en el País, lo más que llega es a ser un vocero del conservadurismo, que está en contra de nosotros, ni siquiera leo sus artículos, porque es predecible ¿qué interés vamos a tener en estarlo espiando? Sería una pérdida de tiempo”, adujo.

“Yo sostengo: no se va a espiar a nadie, a ningún periodista ni opositor, pues es eso, no tengo una doble moral, un doble discurso, no soy conservador, mi doctrina no es la hipocresía, como los anteriores gobiernos a los que ustedes aplaudían”, aclaró.

Ena investigación de medios internacionales destapó en julio del 2021 que varios países intervinieron 50 mil teléfonos con el programa Pegasus, de los que 15 mil casos fueron en México durante el Gobierno de Enrique Peña Nieto (2012-2018), la cifra más alta.

La investigación reveló que fueron intervenidas las comunicaciones de activistas y periodistas; del entonces líder opositor y actual presidente, López Obrador, además de algunos de sus colaboradores y su cardiólogo, así como familiares de los 43 estudiantes desaparecidos en Ayotzinapa.

El Presidente prometió que en su Gobierno no se contratarían sistemas de espionaje.

 

Con información de: lopezdoriga.com