Advierte Cofepris sobre reto viral ‘el que duerma al último gana’

La Cofepris alertó sobre los riesgos a la salud de este juego, que van desde complicaciones graves de respiración o sedación a incluso llegar a padecer un estado de coma

0
27
Tiempo aproximado de lectura: < 1 minuto

El nuevo reto viral “el que se duerma al último gana”, donde a través de redes sociales, niñas, niños y adolescentes, consumen medicamentos controlados que inducen el sueño como el clonazapam, la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) alertó sobre los riesgos a la salud de este juego, que van desde complicaciones graves de respiración o sedación a incluso llegar a padecer un estado de coma, si este ansiolítico se combina con otros fármacos.

“El consumo inadecuado, sin supervisión médica e irresponsable de fármacos con propiedades ansiolíticas como clonazepam tiene efectos secundarios que van desde la somnolencia, mareos y náuseas hasta pérdida de equilibrio, problemas de coordinación, dificultad para pensar o recordar, dolor de cabeza, muscular o de articulaciones. Visión borrosa, temblores, incontinencia o retención urinaria e incremento de saliva”.

Debido a ello hizo un llamado a los padres de familia a evitar que sus hijos consuman medicamentos sin previa prescripción y también a denunciar las farmacias que vendan sin receta estos fármacos controlados.

“Cofepris exhorta a padres y madres de familia, tutores, personas cuidadoras y docentes a orientar sobre los graves riesgos a la salud por el uso y consumo de sustancias controladas.

“Igualmente, invita a niñas, niños y adolescentes a evitar difundir y participar en retos que pongan en riesgo su vida.

“Además, esta agencia reguladora exhorta a denunciar puntos de venta donde se comercialice clonazepam sin receta médica, ya que, al ser medicamento controlado, su venta sólo deberá ser sólo bajo prescripción médica”.

La Cofepris añadió a través de un comunicado que el clonazepam está contraindicado para personas con historia clínica de hipersensibilidad a las benzodiacepinas; insuficiencia hepática; insuficiencia renal; problemas respiratorios  y para quienes tienen glaucoma una afección ocular que daña el nervio óptico.

 

Con información de: excelsior.com