julio 13, 2024
Publicidad
Melitón Guevara Castillo

Poder municipal: ¿Makito, Nader?

agosto 24, 2023 | 268 vistas

En este momento está el proceso para definir a quienes serán candidatos/as a la presidencia de la república. Y luego el proceso será a nivel territorial, de cómo se irán acomodando las calabazas a nivel entidad, distrital y sobre todo en los municipios: ahí donde, cada ciudadano, se siente con derecho a emitir su opinión, puesto que el Presidente Municipal es el gobernante que le puede satisfacer los servicios municipales, que le son comunes a los vecinos de la colonia, el barrio o la comunidad rural.

Así es como se puede hablar del poder municipal: ¿Qué factores, o actores, son los que determinan que una persona u otra sea, en principio el candidato, luego el responsable del poder municipal. No olvidemos que el Municipio está considerado como la base del federalismo. Sin embargo, siempre, siempre, se ha tenido la certidumbre de un centralismo político. Y en Tamaulipas, esa certidumbre, está en juego por el tipo de gobierno que se ejerce.

 

DISTRIBUCIÓN

Una forma de dibujar el poder municipal es valorando, o ponderando, el poder que tiene cada partido al gobernar un municipio. En este sentido, recordemos que, en el otrora poderoso PRI, casi siempre era carro completo. Llegó la diversidad y en este momento la distribución es la siguiente: PAN, 24, con la salvedad de que solo con un municipio fuerte, que es Tampico; Morena tiene a 12, entre ellos a Matamoros, Reynosa, Rio Bravo, Nuevo Laredo, Victoria, Altamira y Madero, que son siete de los municipios grandes; el PRI, solo a 4, que son pequeños y rurales. Le siguen el PT con dos y uno que es independiente.

La distribución anterior nos lleva a una conclusión: si cada Presidente Municipal ha desarrollado un buen trabajo, pueden facilitar que el gobierno siga en el mismo partido, que sería el caso de Morena. Se ve difícil que el PRI o el PAN pueda arrebatarles esos espacios de poder. Lo único que pudiera permitirlo, es que tengan perfiles triunfadores, como pudiera ser el caso en Victoria con Alejandra Cárdenas, aunque el actual edil ha reiterado una y otra vez que va por la reelección.

 

PROTAGONISMO Y PODER

Las reglas del juego político, partiendo de un centralismo o concentración del poder, dan por hecho que no son los actores municipales los que deciden las candidaturas. Y menos en Morena, en donde el presidente AMLO da ejemplos de no dar chance de nada. En estas reglas, se entiende, que el Gobernador puede proponer y vetar, pero no tiene la última palabra. Y en el caso de esta elección ya Américo, a unos y otros, les ha dicho que todo será en función de las encuestas. Así, luego entonces, nada tienen que hacer Mario López, Adrián Oseguera o algún otro… solo esperar el resultado de la encuesta. Luis Lauro Linares ya tiene experiencia.

Claro, no es lo mismo en el PRI o en el PAN. En el caso del PRI, ya su Presidente Estatal Carlos Solís Gómez, planteó que la única posibilidad que tienen es encontrar perfiles triunfadores. La cuestión es simple: ¿Dónde están? ¿Se le van a presentar o los va a buscar? Claro, por lo pronto, ya está reactivando a los comités municipales. El PAN es otra historia: Francisco Javier García Cabeza de Vaca aún tiene las riendas del CDE; Cesar Verástegui ejerce dominio en la zona cañera en tanto que, allá en el sólido sur, aparece Jesús Nader.

 

PROSPECTIVA

En principio se debe asumir que Morena retiene los municipios que ya gobierna; y que van a ir por otros. Por decir, Mónica Villarreal ya se anotó por Tampico: ¿le brindara su apoyo su hermano el gobernador? ¿Perderá Tampico el PAN? Se antoja difícil, pero en política todo puede suceder. A la vista, en estos momentos, la oposición a Morena no tiene perfiles que les brinde oportunidad de arrebatar municipios grandes.

¿Qué puede suceder para que Morena pierda espacios municipales? En principio, que se impongan candidatos en función a intereses de cúpula; que el actual Presidente Municipal, en revanchismo porque no dan chance a sus recomendados, no haga nada o a trasmano apoye a la oposición. Hay que ver la actuación de Mario López, La Borrega, que tiene sus propias corcholatas; o lo que pueda suceder en Reynosa si no permiten la reelección de Makito. Imagen, además, que puede hacer el edil de Victoria si no le autorizan la reelección… Hay la experiencia de CDMX cuando perdieron la mitad de las alcaldías.

 

TEORIA DEL NIÑO CARIÑOSO

Hace tiempo escuche una teoría sobre cómo se entra y se sale de la política. En una reunión con periodistas Antonio Martínez que era en aquel entonces el Presidente del PRI, dijo: lo que muchos no entienden es que a la política te meten y te sacan: eres parte de intereses mayores a los tuyos. Te meten cuando interesas a alguien con poder; y te sacan cuando ya no eres útil… Me hizo recordar la expresión que le atribuyen al Profesor Carlos Hank González: un político pobre, es un pobre político.

 

Comentarios