abril 21, 2024
Publicidad
Rogelio Rodríguez Mendoza

A sufrirle otra vez

abril 1, 2024 | 102 vistas

Con el termómetro registrando temperaturas superiores a los 40 grados centígrados y la presa “Vicente Guerrero” apenas al 9.2 por ciento de su nivel de almacenamiento, comenzó la temporada de sufrimiento para miles de familias victorenses por el agravamiento del desabasto de agua para atender las más elementales necesidades.

Esta es la peor época del año para quienes habitamos la capital del estado. No tanto por el infernal calor imperante, como el registrado el pasado domingo y este lunes en que las mediciones reportaron hasta 42 grados centígrados, sino por la carencia de agua en las tomas domiciliarias.

Así ha sido durante al menos los últimos diez años, y desde entonces los capitalinos hemos escuchado el mismo discurso mentiroso de los gobiernos, de que, “ahora sí, el año que viene, se resolverá el problema”.

Lamentablemente es un tema al que los partidos políticos le han sacado bastante rentabilidad electoral, porque en años como el actual, donde la temporada de estiaje coincide con una elección, los candidatos se “cuelgan” del problema para tratar de conquistar el voto ciudadano.

Los candidatos llenan sus discursos de campaña con la problemática del agua, ofreciendo soluciones a corto plazo, sabiendo de antemano que solo están echando mentiras porque resolver la crisis hídrica de la capital requiere de una inversión multimillonaria que nadie quiere desembolsar.

Así que, ahora que están por iniciar las campañas políticas para renovar ayuntamientos y la legislatura local, lo quiero invitar a que no se deje engañar nuevamente por los candidatos.

Porque se lo garantizo, muchos usarán el desabasto de agua como bandera electoral. Nos dirán que “ahora si va en serio”, que será el último año de sufrimiento porque para el 2025 ya tendremos agua suficiente y pura en las tomas de nuestras casas, pero la verdad es que nada hay de eso.

 

EL RESTO

NEGOCIAZO.- Por cierto, la crisis del agua que agobia a los victorenses se ha convertido en un negociazo redondo para un grupo de particulares que actúan en complicidad de funcionarios públicos.

La estrategia es simple y sencilla: compran agua a precios irrisorios y la venden a un costo criminal, repartiéndola a través de “pipas”.

Nos dicen que, hay sectores de la ciudad donde los “piperos” cobran hasta en 300 pesos el llenado de un tambo de 200 litros de agua. Lucran con la necesidad y la desesperación de las familias.

Ante ello, uno se pregunta: ¿No habrá nadie en los gobiernos, con verdadero compromiso, sensibilidad y empatía social, que frene esa voracidad de unos pocos para con muchos?

¿QUIÉN SUPLIRÁ A MAKITO?.- Nos dicen que en el cuarto de guerra de Carlos, “El Makito”, Peña Ortiz, ya están analizando también su plan “B”, para una eventual resolución de la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, que ratifique la suspensión de sus derechos políticos electorales y en consecuencia le impida ser candidato a la reelección por la alcaldía de Reynosa.

El plan consiste básicamente en que el candidato a la alcaldía sea uno de los suyos, o lo que es lo mismo el que Peña Ortiz proponga, y no el que decidan los mandos morenistas. Esa será la condición para que el capital político del edil en funciones, y su madre, Maki Esther Ortiz Domínguez, opere a favor del morenismo.

De ser así las cosas, no tiene caso que se emocionen los diputados, Marco Antonio Gallegos Galván, Humberto Prieto Herrera, Magaly Guillermina Deandar y Armando Zertuche Zuani. No hay posibilidades de que alguno de ellos pueda ser el candidato.

ASI ANDAN LAS COSAS.

[email protected]

Comentarios